Banfield cayó ante el Tomba y fue eliminado de la Copa Argentina

Con un muy pobre nivel, el equipo de Falcioni perdió 1-0 con Godoy Cruz sobre el final y se despidió tempranamente de la Copa Argentina. Mucho para corregir de cara a la Sudamericana.

La previa prometía otra cosa.  El buen nivel mostrado por Banfield en los amistosos de pretemporada invitaba a los hinchas del Taladro a ilusionarse con un buen papel en la triple competencia que se le venía. Pero la realidad fue otra, y de un plumazo la triple competencia pasó a ser doble.

Que el gol de Godoy Cruz, en los pies de Facundo Silva, llegó a los 41 del segundo tiempo es un detalle. Pudo haber llegado antes y así lo merecía el Tomba, Banfield penó en la cancha y lo (muy) poco que intentó estuvo muy lejos de salirse.

De entrada se pudo apreciar la idea del equipo del Sur, en éste modelo Falcioni 2016: Intento de salir con claridad desde el fondo; escaladas por las bandas de Sporle, Sarmiento y Sperdutti (por momentos un delantero más), juego con Erviti y pivoteo constante del doble nueve, Silva y Asenjo. Un Banfield solidario. Pero eso duró poco y nada: Godoy Cruz, con las armas que lo llevaron a ser la revelación del torneo pasado lo fue arrinconando de a poco, hiriendo con la pelota parada y el juego asociado de sus creativos. Fue entonces cuando apareció Hilario Navarro, el punto más alto de Banfield, sacando pelotas muy complicadas, una con ayuda de Prósperi. Contrario a lo que uno supo ver de un equipo de Falcioni, sus dirigidos no se sintieron cómodos sin la pelota, pero cuando la tuvieron no supieron qué hacer. Sacando una de Asenjo y otra de Erviti, el Taladro no tuvo más para ofrecer en la primera mitad.

Sin embargo, la segunda parte fue peor. Ya completamente entregado al pelotazo se vio lo peor de Banfield desde el regreso del Emperador: Un equipo completamente partido, con kilómetros de distancia entre el doble cinco y los de arriba, dudas abajo (pésimo nivel de Matheu), y las atajadas de Navarro como única respuesta. Encima los ingresados Bertolo y Prichoda no aportaron nada, faltos de ritmo futbolístico ambos. El Godoy Cruz del Gallego Méndez, con poco y con paciencia, más el ingreso del siempre peligroso Ayoví, fue creciendo de a poco y adivinando cada uno de los previsibles pelotazos que le tiraban a Silva y a Asenjo. Fue Silva justamente, pero Facundo, el que aprovechó un rebote para meter el justo gol mendocino cuando el partido se moría y los penales eran una realidad muy palpable. Los del Sur no tuvieron resto ni ideas para intentar un empate agónico.

Premio para el Tomba que siempre generó peligro en el área rival, cachetazo para Banfield que se encontró con una triste y dura realidad: le falta mucho para ser un equipo sólido. Con apenas Hilario, Prósperi, el Corcho Rodríguez y ratos de Sporle como puntos altos, surge la duda de si hacen falta más refuerzos de cara a lo que viene. Con el inicio del torneo en veremos, al Taladro le toca pensar en la Copa Sudamericana, en el martes 23 de agosto, cuando reciba a San Lorenzo en el partido de ida. Será el Ciclón justamente el próximo rival de Godoy Cruz en la Copa Argentina. Copa Argentina que, una vez más, despide a Banfield prematuramente.

Por Nacho Calvo Ronzoni

Podés ser el primero en comentar en la nota "Banfield cayó ante el Tomba y fue eliminado de la Copa Argentina"

Dejá un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*